Blog de Juan Fernández

De todo un poco, como en botica. Apuntes medioseculares, donde, por hablar, se habla hasta del gobierno. Este blog cuenta con la bendición de los siguientes santos: San Woody, San Humphrey, San Frank McCourt, Santa Almudena, Grande de España, patrona de los canadienses, y Santa Dorothy Parker. Borrachos y borrachas de sombra negra, abstenerse.

Mi foto
Nombre:
Lugar: Madrid, Spain

miércoles, noviembre 28, 2007

La vida privada de los árboles

La vida, sobre todo la privada, es dolor, viene a decirnos Alejandro Zambra en esta obra engañosamente menor. El narrador espera el regreso de su mujer y decide escribir hasta que llegue o sepa que nunca ha de volver. Es una escritura exorcizante, que trata de encubrir la circunstancia temida, la posibilidad aterradora. Como muchos de nosotros, Julián se ve desbordado por los acontecimientos, la vida es un artilugio sin manual de instrucciones, sorprendente, injusta, imprevisible. Nada puede salvarnos. La inversión generosa de afectos, el derroche de bondad, de racionalismo, pueden precipitarse por el abismo del olvido y dejarnos, como última coartada para no saltar nosotros mismos al vacío, el estéril recurso al pataleo de contarlo. Aunque sepamos que ella nunca nos leerá, ocupada como está en amar otros cuerpos y cultivar nuevas pasiones.

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home